pregoner.es | Diario online de la comarca de l'Alacantí
taladro-equipamiento-escalada

Herramientas profesionales de Bosch para equipar vías de escalada

Juan Ruiz El Tocayo lleva casi dos décadas escalando con martillos a batería de Bosch Professional

juan-taladro-escalada

Juan Ruiz, conocido también como ‘El Tocayo’, empezó a equipar vías de escalada hace 14 años con un martillo perforador de Bosch de 24 voltios. Con aquella herramienta equipó más de 150 vías, motivado por las ganas de dejar la montaña en buenas condiciones para la escalada. A partir de 2010, para ahorrar en desplazamientos era fundamental equipar cerca de casa. La sierra del Salmitre o Cabeçonet fue la montaña elegida. No conocían la calidad de la roca pero la idea prometía, al fin y al cabo Alicante es la segunda provincia más montañosa de España. Pero con el material del que disponía la tarea no era nada fácil: si la vía era larga, la batería no aguantaba una mañana y requería dos sesiones.

La tecnología fue evolucionando, los martillos de 36 voltios “perforaban mucho más rápido y las baterías duraban más”. En 2014 un grupo de escaladores, entre los que se encontraba Juan, fundaron el Club de escalada y montañismo de Busot.

Poco a poco Juan y los miembros del club han ido equipando su entorno más cercano. Varias escuelas en Busot, que suman más de 11 sectores. El que más tiene supera las 50 vías. También sobre las Cuevas del Canelobre se ha abierto una nueva escuela.

En ese tiempo se emplearon los martillos perforadores de 36V de Bosch, que eran más potentes y también resistentes. Juan cuenta entre risas que una vez uno se le cayó desde “unos 10 ó 15 metros de altura”, pero para su sorpresa “no le pasó absolutamente nada”. La gran pega era el peso, un aspecto
fundamental para un escalador. El martillo perforador GBH 36V-EC Compact de Bosch, sin embargo, mejoraba este aspecto. “Es una herramienta mucho más cómoda y manejable, en los desplomes se equipa mucho mejor”.

Te deja asombrado, ¿cómo es posible que un martillo de 18V realice una perforación de 12 mm casi a la misma velocidad que el de 36v?

Con el nuevo martillo perforador de 18 voltios el peso se reduce todavía más. Juan estima que pesa un 20% menos. También es más pequeño y manejable, pero como la batería tiene más capacidad (6 amperios), la potencia es muy similar. Cuando se le pregunta a Juan sobre si el descenso de peso compensa la reducción de voltaje lo tiene claro y contesta rotundo que sí. Al fin y al cabo, “lo tengo que llevar encima mientras subo o bajo por una pared”.

Juan está más que acostumbrado a equipar, y por eso nota que la potencia disminuye ligeramente, pero asegura que alguien que no pase horas y horas con el martillo perforador en las manos no lo notaría. En cualquier caso, aunque se note, no lo cambia: “A mí no me importa tardar 5 segundos más en hacer un agujero si la herramienta pesa menos”.

Como escalador prefiero algo que pese menos porque lo tengo que llevar encima mientras subo o bajo por una pared

La ligereza se nota a la hora de transportar el martillo perforador y también lo agradecen las muñecas a la hora de usarlo. La suspensión de la parte superior es otra de las innovaciones, la cual reduce mucho las vibraciones que se transmiten al brazo del equipador. “Se nota de forma exagerada”, describe Juan “y más cuando llevas brocas de gran diámetro”.

Otra de las innovaciones del nuevo martillo perforador es el sistema Electronic Precision Control (EPC) que regula la potencia, permitiendo perforar de forma precisa y controlada “empieza despacito y poco a poco va progresando la velocidad”, explica. “Eso está muy bien para no reventar las partes exteriores de la roca en los primeros milímetros. Sale un agujero perfecto”. Que no te salten guijarros encima al comenzar a perforar no solo es cómodo, a veces es vital, como aquella vez que el Club aseguró un bloque de vía “que se veía suelto”. En este caso, un desprendimiento podría haber sido fatal, pues debajo hay una zona de aparcamiento. Aseguraron la pared con anclajes químicos que necesitaron taladrar con una broca de 16 mm. Con el nuevo sistema de progresión, pudieron hacerlo sin que la roca vibrase, sin desprendimientos.

Comentar