La imagen de Nuestra Señora de los Dolores data de finales del siglo XVI y San Juan de la Palma es obra de Castillo Lastrucci de 1945

FOTOS: DANI MADRIGAL


Hace 18 años que el trono de Nuestra Señora de los Dolores y San Juan de Palma sale a costal.


Los aproximadamente 75 costaleros que componen la cuadrilla de Nuestra Señora de los Dolores y San Juan de Palma se preparan en el claustro de la Basílica de Santa María.


Por delante tienen casi cinco horas y un kilómetro y medio de recorrido pasando por la carrera oficial y regresando al punto de partida


35 costaleros portan el paso de palio de aproximadamente 1.100 kilogramos de peso repartidos en siete trabajaderas con cinco costaleros en cada una.


El punto de apoyo es la séptima vértebra cervical pero todo el trabajo recae en las piernas de los costaleros.


Una lluvia de pétalos cae sobre Nuestra Señora de los Dolores y San Juan de Palma al salir a la plaza de Santa María


La altura del paso de palio obliga a los costaleros a avanzar de rodillas para poder salir de la Basílica de Santa María, la más antigua de Alicante.


La salida del paso de Nuestra Señora de los Dolores y San Juan de Palma es uno de los momentos con más espectación de la Semana Santa en Alicante.


Una vez fuera, el camino es largo y difícil. El primer escollo la curva hacia la calle Villavieja



Publicar un comentario

 
Top