Es el único club de todos los deportes federados del municipio que no gestiona las escuelas municipales 


Con la gestión directa el Ayuntamiento ahorraría dinero y el alumnado podría seguir desarrollándose como atleta más allá de la edad escolar, recibir entrenamientos especializados en cada disciplina y competir


Tomás Chico, presidente del Club Ateltisme Sant Joan | FOTO: ZOWY VOETEN

L.B. | SANT JOAN- Los clubes de fútbol, voleibol, tenis, balonmano y kárate de Sant Joan gestionan sus propias escuelas, salvo el Club Atletisme. En este caso, las clases de atletismo para niñas y niños de hasta 13 años recaen en la empresa contratada para gestionar las escuelas deportivas municipales, Blau Esport. 

El presidente del Club Atletisme, Tomás Chico, ya expresó su deseo de gestionar las escuelas, pero su petición no ha sido asumida por la concejalía de Deportes, que coordina Santiago Román. El problema principal, en opinión de Chico, es que los alumnos de las escuelas que tienen potencial y quisieran competir se quedan sin la oportunidad de hacerlo, tampoco pueden seguir desarrollándose los que llegan a la edad máxima. 

Frente a la empresa, el Club ofrecería continuidad al alumnado, "un desarrollo formativo a largo plazo", además de mayor especialización de los entrenamientos. Según apunta el subcampeón el mundo de los 400m (M35) José Luis Alavés, "los entrenadores del club son licenciados y tienen la titulación requerida por la Federación Española de Atletismo a la hora de ejercer". Todos se han desarrollado en el propio Club, conocen su idiosincrasia, así como el atletismo.

Scaglione, Chico y Javier Sellés | FOTO: ZOWY VOETEN
Por ejemplo, el monitor encargado de los grupos de menor edad del Club es Jesús Scaglione, atleta que cuante con el título de entrenador nacional. En el mismo sentido se pronuncia Chico cuando recalca que el atletismo "tiene una serie de particularidades, no es solo correr (...) hay disciplinas que requieren cierta especialización y en las que las ratios de alumnos tienen que ser menores, por ejemplo el salto de altura o el lanzamiento". 

"Si ahora mismo tenemos estructura, y sobre todo la estructura de entrenadores, no tiene sentido que las escuelas se externalicen", sostiene Chico. De hecho, el Club Atletisme tiene 250 socios; hay grupos de menores -de chupetines a cadetes-, grupos de rendimiento junior y adulto, populares, de montaña, trail, y hasta grupo de madres y padres que entrenan a la vez que sus hijos.  Si bien, no todo el que participa tiene que competir, "no es el objetivo en sí, es consecuencia de lo que es el trabajo en pista", es decir, que "el alumno al que le apetezca competir, competirá".

Pero su obligación, recalca el presidente, es que el alumnado esté motivado. "En atletismo el factor motivacional es clave, por eso nuestros entrenadores son atletas, son gente que participa en competiciones". Son, en su opinión, "espejos en los que se miran los alumnos" y de quienes reciben un buen ejemplo de estilo de vida.

Ese factor clave que es la motivación hace que la mayoría de socios quiera competir, y el club ofrece la asistencia a competiciones, algo que no sucede con las actuales escuelas municipales. Aunque Chico reconoce que al ir a apuntar a una niña o niño a atletismo no se puede saber si competirá o no, ni siquiera si le gustará o no, lo cierto es que en caso de que sí le guste y consiga resultados, con el club tendrá la oportunidad de competir, de aprender las distintas disciplinas del atletismo con monitores especializados y de seguir desarrollándose más allá del fin de la etapa escolar; y en las escuelas municipales que gestiona Blau Esport, no.

Compran material... y no lo pueden utilizar los niños


La falta de material es otro de los aspectos negativos que destacan desde el Club. El material que aporta la empresa, Blau Esport, no es suficiente. Y el que hay "lo dejan tirado y tenemos que ir detrás arreglando cosas, y ya estamos cansados, por eso hemos optado por separar nuestro material del de las escuelas", recalca Chico. Aunque el Club lleva años trabajando para mejorar las instalaciones y materiales del Polideportivo, si gestionasen las escuelas podrían contar con más equipación que quedaría íntegramente en Sant Joan. De hecho, al no ser una empresa y por tanto no buscar beneficio económico, si el Club gestionase las escuelas, Chico se compromete a revertir en material cualquier superávit que pudiera existir, y así se lo trasladó al concejal.

Si bien, en los últimos meses sí se ha comprado algo de material, por ejemplo, seis jabalinas que no podrán utilizar los alumnos de las escuelas porque son de adulto y porque en el Polideportivo no hay zona de lanzamiento. "Este es otro ejemplo de porqué tiene que estar alguien que entienda de las necesidades en cuanto a la didáctica de las escuelas y las necesidades del atletismo en general", sostiene el presidente del club. También han comprado vallas, pero no las de iniciación, "otro ejemplo de despilfarro", apunta Chico, "hay que comprar vallas más baratas, para escolares, y que las puedan usar".

Blau Esport gestiona las escuelas deportivas municipales desde su creación, hace cerca de veinte años. Progresivamente, los clubes de Sant Joan han ido asumiendo la formación de los niños y niñas, salvo el Club Ateletisme. La última adjudicación de las escuelas deportivas municipales a Blau Esport ha sido invalidada por un Tribunal, que ha cuestionado el proceder del técnico de Deportes, Miguel Villena, y ha destacado que su valoración de las ofertas presentadas por las distintas empresas favorecía, precisamente, a Blau Esport.

FOTO: ZOWY VOETEN

Publicar un comentario

  1. Petición muy lógica y legítima que complica todavía aún más, y pone en evidencia la fallida licitación de las escuelas deportivas. Empieza a hacer aguas por bastantes sitios la gestión de la Concejalía de Deportes

    ResponderEliminar

 
Top